Ya está en marcha el acuerdo para la constitución de una zona franca en la ciudad hispalense destinada al almacenaje, transformación y distribución de mercancías que se instalará en Torrecuéllar.

Es, sin duda, un instrumento sustancial para potenciar el desarrollo económico teniendo en cuenta que se promocionan las actividades de comercio exterior.

Las zonas francas comprenden grandes áreas que incluyen una importante acumulación de empresas, una circunstancia que aporta mayor eficiencia logística, un incentivo a la creación de empresas y el desarrollo de relaciones comerciales entre las mismas.

Las empresas que se establecen en una zona franca realizan las operaciones de almacenaje, comercialización y distribución de sus productos en unas instalaciones compartidas de un mayor tamaño, con lo que se generan economías de escala.

Además, aporta el beneficio de poder intervenir de un modo eficaz en el desarrollo y evolución de los medios de transporte aledaños con la consiguiente reducción de costes de transporte.

Por tanto, la nueva zona franca de Sevilla va a constituir un elemento sustancial para potenciar el desarrollo económico de la zona.

También será un complemento fundamental para contribuir al éxito del proyecto de transporte prioritario desarrollado por Bruselas y en el que van a participar estas instalaciones junto con su Canal de Navegación. Se trata del proyecto de Redes Transeuropeas de Transporte (TransEuropean Transport Network), aprobado por la Comisión Europea.

Actualmente, existen en España otras cuatro zonas francas situadas en Barcelona, Cádiz, Vigo y Las Palmas de Gran Canaria a las que se sumará una quinta, la de Sevilla.

Las zonas francas, administradas por un Consorcio, son partes del territorio aduanero comunitario aunque separados del mismo. En ellas se puede introducir toda clase de mercancías, con permanencia ilimitada.

A esto hay que unirle que se aplican formalidades aduaneras simplificadas en comparación con las que se aplican en el resto del territorio aduanero de la UE así como ventajas fiscales.